Resultados de fútbol EN DIRECTO

Corazón en un puño y a Wembley

España se clasifica a semifinales ganando por 1-3 en penaltis a una dura Suiza, que supo aguantar el empate hasta el final de la prórroga y posteriormente perder de la misma manera en la que una semana antes eliminaba a la campeona del mundo.

Luis Enrique y sus hombres tuvieron que sudar sangre para avanzar de ronda en unos primeros 90 minutos donde a penas pudo generar ocasiones de gol (hasta la prórroga), debido a la buena estructura defensiva e interesante planteamiento suizo que aguantó firmemente el resultado hasta la expulsión y que luego en la prórroga, incluso jugando con diez, supo mantenerse en pie y dar una imagen espectacular de equipo sólido, fuerte y muy inteligente.

Primera Parte

A pesar de la gran incertidumbre y el asedio de España en el tiempo suplementario, los primeros 90 minutos transcurrieron de una forma bastante tranquila.

Sin embargo, la suerte que España no tuvo al principio del torneo, SÍ se manifesto en este encuentro al menos en el minuto 7, donde Denis Zakaria, mediocentro suizo, al intentar despejar un disparo lejano de Jordi Alba, se lo introduciría con muy mala fortuna en su propio arco.

Esto provocaría un efecto positivo en el equipo de Petković, el cual a partir de ese instante empezó a disputar más el balón, a ejercer una mejorada alta presión y mantenerse bien concentrado en su campo para poder aprovechar cualquier despiste del rival para montar transiciones rápidas y de peligro.

Pero el primer inconveniente para los locales llegaría demasiado pronto, (a parte de la ausencia de Xhaka por sanción) y es que en el minuto 22 Breel Embolo, una de las referencias en ataque durante el torneo, salía lesionado debido a un golpe en los isquiotibiales. Por lo que el conjunto suizo debido a ese acontecimiento perdió mucho en sus argumentos ofensivos sobre todo para los contraataques en los que a lo largo de esta Euro, el delantero del Monchengladbach había sido fundamental.

De todas formas, España seguía manteniendo la posesión pero sin poder finalizar las jugadas que bien construía en 3/4, y eso le acabó lastrando durante el todo el tiempo reglamentario. Cosa que aprovechó Suiza para apretar y a generar su mayor peligro a balón parado desde los corners, aunque también sin ninguna influencia material.

Segunda Parte

Desde el principio de este segundo tiempo hasta la expulsión de Freuler en el minuto 78, el partido se empezó a resquebrajar bastante con un intercambio de golpes ofensivos en los que claramente ganó Suiza hasta la expulsión de Freuler en el minuto 78.

Durante ese tramo, los de Petković a pesar de no tener la posesión, consiguieron generar mejores ocasiones de peligro en las que en una de ellas empató el partido gracias a Xherdan Shaqiri, y sobre el minuto 68, una falta de entendimiento en el despeje de la zaga española a un balón en largo de Suiza, fue la guindilla que hizo que el delantero del Liverpool bien atento a todo pudiera igualar el marcador con un disparo simple pero efectivo con el que batió sin problemas a Unai Simón.

No obstante, tras el subidón y la buena dinámica del equipo local, Remo Freuler sería expulsado por una peligrosa entrada sobre Gerard Moreno el cual se convertiría en otro problema más para los suizos que veían como a partir de ahí se tenían que echar atrás a defenderse con todo lo que tuvieran en ese 4-4-1 definitivo.

Prórroga

Ahora sí, con uno más en el campo, nuevos cambios y el tirón final antes del tiempo complementario, España pudo ser lo que fue en anteriores partidos un completo dominador que asedió sin parar durante los 30 minutos de la prórroga a una impotente Suiza que no salió de su área.

Sin embargo, España llegaba pero no marcaba, tanto por falta de contundencia como de precisión, lo que finalmente terminó por condenar al equipo español a los penaltis en un escenario conocido, en San Petersburgo donde en 2018 quedaron eliminados por los rusos en octavos del mundial.

Tanda de Penaltis

Tras un mal inicio de España con el fallo de Busquets dando al palo, los fantasmas del pasado empezaban a hacerse presentes en la mente de los aficionados visitantes. A pesar de ello, 2 paradas del gran reinvindicado Unai Simón y un disparo a las nubes de los Suizos dejarían la clasificación de España en manos de Oyarzabal el cual terminó la tanda con un golpeo cruzado y seco con el que el conjunto hispano pudo olvidar el pasado y centrarse en su proximo destino en semifinales contra Italia, en el majestuoso Wembley.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *