Resultados de fútbol EN DIRECTO

Derrota que sabe a gloria

El PSG pierde 0-1 en París pero pasa a semifinales con muy buenas sensaciones y siendo superior a un Bayern que volvió a ser poco efectivo.

Uno de los mejores partidos de eliminatoria de Champions vistos en los últimos años, fue lo que nos dejaron estos dos equipos en la vuelta de cuartos de final de la Champions League. El PSG, que no se podía permitir un desarrollo del juego similar al encuentro en Munich, esta vez, además de mejorar en sus jugadas de ataque, supo ser más inteligente a la hora de mantener a raya al Bayern, tanto defensiva como ofensivamente, consiguiendo así una mejor imagen futbolística y una constante sensación de equipo gigante, merecedor de ser un potencial campeón de europa.

El guión de partido sería igual al de la ida, con posesión alemana y contraataques franceses, aunque con algunos matices que harían que el partido fuera aún mas loco de lo previsto.

PRIMERA PARTE

El PSG se haría notar durante los primeros 10 minutos, gracias a la aparición en carrera de Mbappe en el minuto 2 con el que ya daba sensación de peligro, chutando un balón cruzado que pasaría cerca de la portería defendida por Neuer. Y a los 8 minutos Neymar protagonizaría otra buena ocasión con un disparo a bocajarro tras una estupenda acción individual de Mbappe por el costado que acabaría en parada del alemán.

El Bayern recuperaría el control, llevándose el balón a campo de PSG y combinando en 3/4 pero sin mucha profundidad. Aunque poco a poco empezarían a llegar las ocasiones, sobre el minuto 20, Coman sería el primero en intentarlo con una buena internada hasta linea de fondo que posteriormente nadie remataría. Y a los pocos minutos Sané, tenía la primera clara, tras una recuperación en medio campo probaría desde la frontal con un disparo peligroso que pasaría cerca del palo.

Pero llegaba la primera media hora y el PSG, que le estaba costando salir en combinación, pero montando alguna contra, empezaba a encontrar un juego fluido de pases en ambos campos lo que le permitió armar ofensivas de alto peligro. Y es que desde ahí hasta el final, Neymar dió 3 veces al palo, prestando un fútbol exquisito junto a Mbappe y Di María organizando jugadas de alto voltaje y llegando con más y mejores ocasiones al área rival.

Pero a pesar de toda esa insistencia francesa, en una de esas grandes ocasiones, el Bayern aprovecharía el desajuste defensivo para montar un contraataque que terminaría en el 0-1. Pasado el minuto 40, Choupo-Moting aprovecharía el rechaze de Navas a un disparo de Alaba que quedaría en boca de gol para que el francés rematara con la cabeza poniéndose así en ventaja en un momento de máxima inferioridad alemana.

Por tanto la primera parte acabaría con un ritmo exacerbado de los dos equipos, con un PSG mostrando todas sus armas a relucir en ataque y un Bayern insistente pero dubitativo que le costaba generar el mismo peligro ofensivo que impuso en la ida.

SEGUNDA PARTE

A los 7 minutos de la segunda mitad, Neymar volvería a tener una oportunidad clarísima de gol. Un pase de la muerte de Di María no sería rematado por el brasileño por centímetros, llevándose las manos a la cabeza por todas las que había tenido hasta el momento en el partido.

Flick no renunciaba a su estilo, y el Bayern seguía intentándolo por todos los medios adelantando aún más la defensa en medio campo y acumulando más gente arriba para rematar todo balón que pasara por el área. Eso si, arriesgándose a dejar grandes y largos espacios a la espalda de la defensa donde el PSG podía hacer daño.

Pero ni el Bayern era capaz de rematar con contundencia y precisión, ni el PSG conseguía materializar las grandes contras que si lograban construir pero no finalizar con éxito. Por lo que el partido se definía por momentos en un claro ida y vuelta de constantes situaciones de peligro.

Llegando al último tramo de encuentro, Sané era autor de varias llegadas de peligro del Bayern, en dos de ellas consiguió desbordar a su defensor y poner dos balones al bulto donde nadie fue capaz de disparar. Por otro lado, Moise Kean y Neymar desaprovechaban más chances para sentenciar la eliminatoria a falta de pocos minutos, ya que un gol del PSG obligaba al Bayern a meter 2 más.

Pero ese gol, nunca llegaría, ni tampoco el segundo del Bayern. Gracias en gran parte al buen trabajo defensivo por parte de los de Pochettino que supieron disputar más y mejor el balón en medio campo, alejando así la pelota de su área y obligando al Bayern a tener que disminuir las revoluciones en sus intentos por marcar y atacar.

CONCLUSIÓN

Finalmente, el PSG con exhibición de Neymar, Mbappe y Di María, sea por mala suerte o por falta de centímetros en sus disparos no pudo ganar el partido, aunque si el pase a semifinales donde espera rival entre el Manchester City o el Borussia Dortmund. El Bayern, cae de pie por su gran partido en la ida y su perseverancia en la vuelta, a pesar de haber jugado sin Lewandowski, que quien sabe si “solo” hubiera metido 3 goles con el gigante polaco, nunca lo sabremos.

Un comentario sobre «Derrota que sabe a gloria»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.