El Tottenham acaba con el sueño del Brentford

El Tottenham ha vencido hoy al Brentford 2-0 en las semifinales de la Carabao Cup. El conjunto de Mourinho ha jugado un gran partido, donde las abejas han estado a un nivel excepcional y demuestran que no ha sido casualidad que llegada a las semifinales de la Carabao Cup. Un gol de Sissoko y otro de Son han servido para poner a los spurs en la final.

Un partido que pronto se puso de cara para el conjunto local. Un excelente centro de Reguilón fue a parar a la cabeza de Sissoko y el mediocentro francés sólo tuvo que colocar la cabeza y mandó así el balón a la escuadra. A pesar del gol, el Brentford no se quedó atrás y puso en apuros al Tottenham con los saques de banda directos al área, donde tuvo que intervenir más de una vez la defensa local. Pudo marcar el Tottenham el segundo, pero David Raya sacó una gran mano al remate de cabeza de Lucas Moura.

Con el gol de Sissoko el partido se iría al descanso. Ya en la segunda parte, el Brentford dio el susto a los de Mourinho. Un error de cobertura de Aurier dejó solo a Toney que aprovechó el rechace de su compañero y marcó el gol del empate. Gol que sería anulado por el VAR tras un milímetro fuera de juego del delantero del Brentford. A raíz de esa jugada, el Tottenham se hizo con el balón y sentenció el partido en el minuto 70. Marca de la casa, Kane recibe y pasa el balón a Ndombèlé y el mediapunta francés habilitó a Son para que el coreano se marchara en profundidad y batiera a Raya con un disparo centrado.

Tras el gol, Mourinho introdujo sangre nueva. Reguilón y Lucas Moura dieron paso a Davies y Winks. El equipo pasó a jugar con un 4-4-2 en rombo con Kane y Son arriba. Fruto de este cambio de dibujo llegaría otra jugada del Tottenham. Ndombèlé se hizo con el cuero y tras una gran jugada individual mandó el balón al palo. Y en el minuto 84 el Brentford se quedaría con 10. Un plantillazo de Dasilva sobre Højbjerg provocó la expulsión del jugador. Fruto de esa falta, Mourinho no dejó volver a entrar al terreno de juego al jugador danés, que fue sustituido por Tanganga.

De esta manera finalizó el encuentro. Un Tottenham muy serio y que trató al Brentford como un equipo de Premier League y que pone punto y final a un recorrido de un equipo que nunca antes había llegado tan lejos en una competición copera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *