Resultados de fútbol EN DIRECTO

La efectividad tumba al Getafe

El Villarreal tumbó al Getafe en un partido soporífero, en el que el solitario tanto de Yeremi Pino puso al Villarreal sexto y dejó a un Getafe con dudas.

Ambos equipos firmaron un partido óptimo para la siesta española. Ni uno ni otro tenían la intención de ir a por el partido, sino que lo que no quería ningún equipo era perder. El Villarreal llegaba con una racha de dos victorias en los últimos 11 encuentros ligueros en casa y con un desgaste importante del anterior jueves en Europa League. Por tanto, Emery, mezcló titulares con suplentes dejando en el banquillo a gente importante como Albiol, Pedraza, Gerard Moreno y con el sancionado Trigueros en la grada. Por contra, el Getafe llevaba una buena racha, después de empatar contra el Real Madrid y vencer en casa ante el Huesca, que intentó prolongar puntuando en la Cerámica para alejarse de los puestos de descenso. Un deseo, el de puntuar que no pudo cumplirse por el tardío tanto del submarino que llegaba tras un saque de portería de Asenjo, que peinaba Gerard hacia Bacca, siendo este el autor del pase hacia Yeremy que tras driblar a Oliveira batía por bajo a David Soria y le daba tres puntos importantísimos al submarino amarillo.

El Villarreal comenzó notando las rotaciones, lógicamente, sobre todo la ausencia de Gerard y Pedraza ofensivamente, además de por su importancia en el ataque, por los remplazos, Raba y Estupiñán que llegaban faltos de rodaje. El equipo amarillo aguantó en cuanto a la parte física y evitó que un equipo con el poderío físico del Getafe les pasara por encima, pero arriba faltó comunicación entre jugadores que han jugado escasos partidos juntos. Pero, Bordalás planteó un partido atrevido, en le que su equipo realizará una presión alta y asfixiante y que pusiera en peligro a los centrales amarillos en salida de balón. A Ünal, se le notaron las ganas extras que tenía por jugar ante su ex equipo y en el que, según dijo en la rueda de prensa prepartido, no se sintió querido. Al gran desgaste físico de Ünal le faltó solo la pegada, como al resto del equipo, para haber realizado un gran encuentro.

Eso sí, siendo superado y con dificultades para entenderse el Villarreal logró tener las dos mejores oportunidades del encuentro. La primera llegó en el minuto 33, en el que Samu Chukwueze adelantaba al Villarreal pero el tanto quedó anulado por fuera de juego y la segunda, llegaría en el 43′ tras una gran conducción de Capoue que tras varios rechaces, enganchó una volea con una parábola preciosa obligando a Soria a volar para enviar el disparo a córner. Tras el descanso se vio a un Getafe más decidido, que tardó apenas un minuto en avisar al Villarreal con un gol anulado a Mata tras un rechace de Asenjo.

A raíz del susto, el equipo de Emery buscó tener más balón pero los de Bordalás siguieron ejerciendo una presión al hombre, que no permitía a jugadores como Parejo o Moi Gómez disfrutar de tiempo para pensar. El encuentro se le estaba atragantando a los amarillos y Emery decidió dar entrada a Coquelin, Bacca y Gerard para agregar más físico y verticalidad a un juego casi estático del submarino. Como ultima bala, el técnico vasco sustituyó a Chukwueze por el joven Yeremy Pino, que le bastaron diez minutos para darle los tres puntos al Villarreal, que le afianzan en la lucha por el quinto puesto y además le refuerzan anímicamente para la batalla en Londres. Mientras que el equipo madrileño se vuelve a meter en la pelea por el descenso, no aprovechando un partido clave para puntuar después de que la mayoría de rivales hubieran sumado esta jornada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.