Resultados de fútbol EN DIRECTO

Victoria de campeón

El Atlético podría ser campeón el domingo si gana su partido y el Real Madrid pincha

La victoria en casa del Atlético de Madrid a la Real Sociedad (2-1) acerca a los del Cholo al título. Los goles de Carrasco y Correa en la primera parte les permitió jugar cómodos, aunque Zubeldia puso en apuros a los rojiblancos en los últimos minutos. La Real Sociedad, por su parte, podría perder la quinta plaza si el Betis hace hoy sus deberes.

Simeone planteó un partido muy ofensivo y serio desde el primer minuto. No dejó a los de Imanol Alguacil respirar ni un segundo. Formó una línea de cinco en el medio campo con Koke en el timón y respaldado por Saúl y Llorente. Carrasco y Correa se encargaron de cerrar sendas bandas. La superioridad del centro del campo fue muy evidente en todo momento pues la Real Sociedad no pudo desplegar su juego con normalidad. En el conjunto vasco faltaron piezas claves, algunos por rotación y otros por lesión. El centro del campo estaba huérfano en gran parte por la no presencia de Mikel Merino. David Silva vio el partido desde el banquillo y en su lugar estuvo un Oyarzabal que tampoco tuvo su mejor partido.

Los primeros minutos fueron un acoso y derribo del Atleti, jugaron como si de una final se tratase. Dominó por completo el primer cuarto de hora con juego y ocasiones muy claras de Llorente y Suárez. La presencia de aficionados colchoneros en las afueras del estadio era más que palpable a través de los micrófonos de ambiente del césped y llevaron a su equipo en volandas. La actitud de los rojiblancos dio sus frutos en el minuto 15 de partido. Tras la salida de un córner Llorente centró al segundo palo y Carrasco, tras un mal control, batió por debajo de las piernas a Remiro.

Para sorpresa de muchos, el Atlético no se encerró atrás después del gol y continuó dominando. Se notaba que querían la liga. La Real Sociedad no tuvo herramientas suficientes para sortear la presión colchonera y en defensa el equipo era un flan. Sagnan no cuajó un buen partido y se echaba en falta a Le Normand en la zaga. A la media hora los locales dieron un golpe que parecía definitivo. Luis Suárez filtró un pase sensacional entre líneas a Correa y éste cruzó el balón por bajo con una gran definición. El Atlético parecía imparable y en media hora de partido parecía tener el control absoluto del partido.

Los visitantes mejoraron algo tras el gol a merced de que los colchoneros ya no tenían ese ansia por marcar. Isak fue el protagonista en el pobre ataque del conjunto vasco, pero delante tuvo a un Oblak que le negó dos ocasiones de gol. Al descanso solo hubo en equipo sobre el terreno de juego. Los rojiblancos cuajaron una primera parte de verdadero campeón, con una actitud que hacía meses que no se veía.

En el descanso, Imanol Alguacil tuvo que quitar a Alexander Isak debido a unos problemas físicos y en su lugar entró Jon Bautista. Por parte de los líderes no hubo ni un cambio, comenzaron la segunda parte con el mismo hambre que terminó la primera. Luis Suárez siguió gozando de muy buenas ocasiones para ampliar el marcador, pero no fue su día de cara a puerta. Correa si tuvo su día en ese ámbito y además no paró de ayudar en defensa a su equipo con varios robos de balón y ayudando a la circulación del balón.

Los Txuri Urdin tenían varios problemas serios: el centro del campo fue un auténtico desierto, la defensa hacía aguas por todos lados y no había posibilidad de filtrar balones a un Oyarzabal que finalmente fue sustituido. Imanol hizo más cambios, sobre todo en defensa, pero los jugadores que entraron al campo fueron canteranos la mayoría y no sacó todo el fondo de armario que tenía.

Simeone también agitó el árbol para dar frescura a su equipo fatigado tras la paliza que llevaban a sus espaldas e intentar contrarrestar los ánimos de la Real. Kondogbia entró por un Saúl que tuvo un partido menos funesto de lo habitual. De hecho mostró mucha entrega y sacrificio pese a que con el balón en los pies era un esperpento. Correa, quizás de lo mejor del partido, también fue sustituido por un Joao Félix que naufragó solitariamente en la punta de ataque.

El conjunto vasco se animó en los minutos finales. De tal manera que gozaron de una triple ocasión tras un balón de Portu a la madera. Quizás los rojiblancos tuvieron la suerte del campeón. Todo se apretó más en el 82′ con el gol de Zubeldia que aprovechó un balón muerto dentro del área. Estaban siendo los mejores minutos de la Real sin duda alguna. El final del partido de los rojiblancos fue para morderse las uñas. No podían dejarse puntos tras el magnífico encuentro que se marcaron. El Atlético totalmente replegado cedió posesiones estáticas a la Real Sociedad. Koke, en su partido número 500 con la rojiblanca, parecía tener ocho pulmones para seguir presionando.

El final llegó para fortuna de los colchoneros. Se mantienen líderes una semana más y están un paso más cerca del título. Si se dan las circunstancias podrían ser campeones el domingo, pero no será sin sufrimiento previo, pues no habrá ningún partido fácil para los de arriba. El conjunto vasco, por su parte, se mete en un compromiso para mantener los puestos de Europa League.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.